Entrevista a Marc Bernabé, traductor de manga y anime

lcdsentrevistamarcbernabe

El manga y anime  es algo que, poco a poco, cada vez está mas asimilado en la cultura occidental. En España el manga y el anime cada vez está mejor visto y hay más gente que lo lee y vee. Marc Bernabé es una de esas personas que hacen posible que el manga y anime lleguen a nuestro país. A nuestras manos. Que podamos disfrutar de esas historias procedentes del país del Sol Naciente.

Para quien no lo sepa, Marc Bernabé es el traductor de obras como Shin Chan , Naruto, Bakuman, Dragon Ball, Death Note y un largo etcétera que podréis ver en cualquier librería. Pero no solo es traductor de manga y anime, Marc Bernabé también es escritor. Ha escrito  la serie de cuatro libros Japonés en viñetas (Norma, 2001-2006), la serie de tres libros Kanji en viñetas (Norma, 2006-2009), Apuntes de Japón (Glénat, 2002), la serie Kanji para recordar (Herder, 2001-2004, junto con J. W. Heisig y V. Calafell) y la guía de viajes Rumbo a Japón (Laertes, 2005, junto con V. Calafell y J. Espí). 

Junto a Verònica Calafell, Marc Bernabé fundó Daruma S. L., una empresa encargada de traducir manga, anime y todo lo relacionado con la cultura japonesa. 

Sin más dilación, os dejamos con la entrevista a Marc Bernabé.

¿Cómo empezaste en el mundo del manga y del anime? ¿Qué provocó que decidieras ser traductor?

Por un lado, siempre me había gustado el cómic en general, era lector de Mortadelo, Astérix, Tintín y demás en mi infancia. Por el otro, la profusión de anime a principios de los años 90 en las televisiones, sobre todo la catalana, hizo que me interesara por el material que nos llegaba de Japón. Fue entonces cuando descubrí el idioma japonés en la forma de los textos que aparecían como carteles y rótulos en esos anime: esas letras tan extrañas me fascinaron hasta el punto de que decidiera que, algún día, intentaría aprender japonés, cosa que hice efectivamente más adelante, en la carrera de Traducción e Interpretación.
El hecho de acabar como traductor fue un poco aunar esas dos aficiones y lo que había aprendido: si me encanta el cómic y el japonés, y me he formado como traductor y me gusta traducir, ¿cuál es mi trabajo ideal? La respuesta: traductor de manga.

En tu niñez, ¿qué animes/mangas veías/leías?

No tanto en mi niñez como en mi adolescencia temprana, sobre todo Dr. Slump, Dragon Ball, Musculman, El gran Suixi, etcétera en anime. En manga, empecé con Akira, y luego poca cosa (porque no se editaba casi nada) hasta que empezaron a editar Dragon Ball.

Indagando un poco, hemos averiguado que el anime de Shin Chan fue el primer anime que tradujiste, y no solo eso, sino que has aparecido como personaje en el manga y anime, ¿qué recuerdos tienes hacia esa serie y qué es Shin Chan para ti?

Shin Chan fue el primer anime, así como el primer proyecto profesional de traducción desde el japonés (al catalán, en este caso) que me encargaba. La casualidad y la suerte hicieron que mi primer proyecto haya sido también el más grande y exitoso: incluso ahora, 14 años después, sigo trabajando con Shin Chan. Para mí es y será una serie muy especial, que me permitió consolidarme como traductor y también ganarme un prestigio gracias a las adaptaciones de las bromas y dejes del personaje (“culito, culito”, etcétera), que cayeron bien entre el público.
Además pude conocer y entablar amistad con Yoshito Usui, su creador, que llegó a hacerme aparecer como personaje en el manga (y luego, al adaptarse ese episodio de manga al anime, también en el anime). Me sentí muy triste cuando me enteré de su muerte por accidente en septiembre de 2009.

vlcsnap-2013-11-04-10h25m52s97

El manga más largo que has traducido es Naruto, que aún sigue en publicación, ¿qué piensas sobre dicho manga?

Sí, es cierto, es el manga con más tomos que he traducido, 69 ya y contando. Naruto es un gran manga, con muy buen dibujo y muy buenos recursos narrativos. Sin embargo, también pienso, como lector (opinión estrictamente personal), que Masashi Kishimoto, su autor, está tal vez estirando demasiado el chicle de la historia y debería empezar a pensar en terminarla ya, porque los últimos tomos ya resultan bastante tediosos en comparación con algunas sagas anteriores realmente trepidantes y muy bien llevadas.

La mayoría de los mangas que están traducidos en España los has traducidos tú, ¿cómo se siente el haber “vivido” tantas historias?

Huy, ¡no son la mayoría ni mucho menos! Aunque es verdad que mucha gente tiene la sensación de que traduzco todo lo que leen y lo extrapolan de este mismo modo (“Marc lo traduce casi todo”), y esto tiene una explicación: tengo la suerte de poder elegir un poco qué historias traducir, en función de mi disponibilidad, y lógicamente voy a elegir las historias que a mí, a priori, más me puedan gustar. Por eso, cuando alguien tiene unos gustos parecidos a los míos, termina comprándose muchos de los mangas que yo he traducido.
Es genial poder traducir tantas historias y tan variadas, ya he dicho antes (y si no lo he dicho, aprovecho ahora) que aparte de profesional de este sector soy gran fan del manga, y poder traducir ciertas obras y a ciertos autores es como un sueño hecho realidad.

¿Cuál ha sido el manga que más te ha gustado traducir?

Pues no sé, muchos, la verdad. Por nostalgia, el gran referente y una auténtica gozada de traducir, es Dragon Ball. Por dificultad, reto y prestigio, podría mencionar Ikkyu o Nausicaä. Por cuestión de su autor, las obras de Tezuka y las de Urasawa… Como veis, va a depender, disfruto mucho con muchas obras y me cuesta elegir una. Pero probablemente si tuviera que elegir una sola elegiría Dragon Ball por haber sido la obra que me llevó a este camino. Si no hubiera sido seducido por las aventuras de Goku y compañía, puedo decir que no me habría metido en este mundillo (aparte de que Dragon Ball por sí mismo es un manga brutalmente bueno, puro entretenimiento).

Después de tantos mangas leídos y traducidos, ¿podrías decirnos cuál es tu manga favorito? ¿O cuál es el que más te ha marcado?

Tengo debilidad por Dr. Slump, aunque no he tenido la suerte de traducirlo (ojalá algún día decidan relanzarlo y retraducirlo en castellano, o lanzarlo en catalán, y me encarguen a mí su traducción). Me cuesta sin embargo decidirme por una obra y ponerla en un altar como “mi favorita”, francamente. Hay tantas obras que me gustan tanto…
Pero desde luego el manga que más me ha marcado, como se puede deducir de la respuesta anterior, es Dragon Ball.

IMG_0086

Eres el fundador de Daruma S.L., donde trabajan muchos y muy buenos traductores, ¿cómo es trabajar con gente que ama lo mismo que tú?

Pues es muy agradable porque compartimos amor por el manga. Yo nunca me he sentido como “director” o “dueño” de la empresa, siempre la he visto más como una especie de cooperativa en la que todos trabajamos en lo que nos gusta. Vale, tiene que haber alguien que haga de líder (más bien “gestor”) y en este caso somos Verònica Calafell y yo porque somos los fundadores, pero es un gustazo cuando una editorial encarga la traducción de una obra a Daruma y sabes inmediatamente cuál de los traductores y/o revisores dará brincos de alegría si le encargas esa traducción a su vez.

¿Qué palabras les dedicarías a aquellas personas que sueñan con ser traductores de manga y anime?

Por un lado, que no se rindan con el japonés. Es un idioma complicado de aprender, hay momentos en los que te entran ganas de arrojar la toalla, pero si te gusta y lo disfrutas no puedes dejarlo, tienes que seguir adelante.
Segundo que es muy importante saber japonés a muy alto nivel, pero tanto o más importante es tener una expresión escrita en castellano excelente. Os sorprenderías de los currículums increíbles que hemos recibido en Daruma de gente con grandísimo nivel de japonés a los que haces una prueba de traducción para probarlos y fallan estrepitosamente en castellano: mala ortografía, mala gramática, frases poco naturales, dejadez… Un traductor debe conocer muy bien el idioma y la cultura de partida para hacer bien su trabajo, pero también dominar a la perfección su propio idioma.

Para terminar, ¿qué les dirías a los amantes del manga, el anime y todo lo relacionado con Japón?

Que es un mundo fascinante en el que se puede aprender muchísimo. Que no dejen nunca de lado la curiosidad y las ganas de aprender y divertirse.

Muchísimas gracias a Marc Bernabé por concedernos esta entrevista. Desde La Caja de Sugerencias seguiremos todos los mangas que traduzca, y también los de Daruma S.L., esperamos que vosotros, lectores, también lo hagáis.

Anuncios

Acerca de IkkirurArurikkI

Amante de Japón y todo lo relacionado con ese hermoso país. Siempre intento tener un manga entre las manos y cuando no lo hago es porque o estoy viendo anime o jugando al FF o KH. Escritor de historias sin finales. Pienso que la vida hay que vivirla con una sonrisa, y siempre intento sacarle sonrisas a los demás. Soy sociable, pero no cuando salen capítulos nuevos de mis mangas o animes favoritos... (risas) Me encanta que me recomienden manga, por ahora solo me he leído el 0.2% de todo el manga que me gustaría. La banda sonora de mi vida es Dearly Beloved.

Publicado el 10 junio, 2014 en Entrevistas y etiquetado en , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Eche su carta en el buzón de sugerencias

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: